lunes, 20 de abril de 2015

Lápices Acuarelables: primeros pasos

¡Hola!

Aprovechando este solecito mañanero hoy os traigo un sencillo tutorial para que deis vuestros primeros pasos con los lápices acuarelables ¿aun no sabes lo que son? pues no te pierdas el post de hoy que está lleno de scrap-tips para iniciaros en esta técnica tan divertida que llenará de color todos vuestros proyectos ¿estáis listas? ¡Pues allá vamos!

Lápices Acuarelables: primeros pasos

Materiales
-Lápices acuarelables (de la marca que más os guste, los míos son de Prima)
-Papel de acuarela
-Sello (con el motivo que queráis pintar)
-Tinta negra waterproof (yo voy a usar la Archival, de Ranger)
-Pincel con depósito de agua
-Papel de cocina


Lo primero que haremos para comenzar a practicar con esta técnica es elegir un sello de buen tamaño y sin detalles en exceso, pensad que vamos a iniciarnos, para pintar motivos con muchos detalles y profundizar en la técnica lo haremos en posts posteriores, hoy solo vamos a probar ;)

Estamparemos el sello con la tinta negra sobre el papel de acuarela y lo dejaremos secar completamente al menos durante un par de minutos (mientras podemos ir preparando el resto de materiales) una vez seco nuestro sello, elegiremos los colores con los que queremos pintarlo y lo pintaremos.


Lo pintaremos sin hacer excesiva presión con el lápiz sobre el papel. Mientras más presión más pigmento dejaréis y esto os vendrá genial para pintar motivos muy coloridos, si queréis obtener un resultado más suave, no hagáis demasiada presión. Pintad el dibujo de esta manera, con colores similares pero de diferentes tonalidades para poder matizar, como veis en la imagen.

Después de pintar nuestro dibujo, cogeremos el pincel con depósito de agua y comenzaremos a difuminar el pigmento con poca cantidad de agua y con movimientos circulares muy suaves, procurando no mezclar demasiado los colores, para que los claros no queden "manchados" por los oscuros, así que para asegurarnos de que esto no ocurre, pintad todas las tonalidades similares, limpiad el pincel y haced lo mismo con el resto.


Una vez esté el dibujo a vuestro gusto, siempre podréis añadir más color volviendo a pintar sobre el área que os interese con el lápiz:


Por el contrario, si lo que queréis es añadir más luces no dudéis en aplicar con el pincel un poco más de agua sobre la zona que queráis y difuminar el pigmento hasta que quede a vuestro gusto ¡esto es práctica!


Practicad todo lo que queráis, experimentad con los difuminados, probad con menos o más cantidad de agua, pigmento... etc. y pensad que el 90% de esta técnica es práctica. Nos vemos en el próximo post donde profundizaremos un poco más en esta divertida técnica que nos servirá para crear un montón de proyectos aun más personales, originales y divertidos.

Bueno chicas, espero que os animéis a probar esta técnica de los lápices acuarelables y hagáis cosas preciosas con ellos ¡son divertidísimos! Nos vemos el miércoles con un nuevo post ¡feliz lunes!

Maddy

3 comentarios:

  1. Es una buena opción para las que aún no pueden comprarse los copic o similar.... Yo los uso mucho y me encantan'

    ResponderEliminar
  2. Tengo unos lápices acuarelables, pero confieso que no sé usarlos, así que me interesa mucho este post. Gracias por los consejos. Un besazo.

    ResponderEliminar
  3. yo tmabién tengo unos y siempre los usa mi hija... tendré que ponerme con ellos y probarlos en el scrap`¡¡ gracias¡

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...